PERICIA JUDICIAL EXCON-ART

CRIMINALÍSTICA FORENSE - PERITOS JUDICIALES

Utilidad de la Grafística según el CGPJ

Reproducimos el siguiente artículo publicado por el Consejo General del Poder Judicial sobre la utilidad de la Grafística o Pericia Caligráfica.

"HISTORIAS DE LA JUSTICIA

LA GRAFÍSTICA, HERRAMIENTA EFICAZ CONTRA LAS FALSIFICACIONES Y FRAUDES EN LA ESCRITURA

Los jueces suelen decir de los peritos forenses que son sus ojos y sus oídos, el medio del que se sirven para comprender aquello que no conocen o dominan con el fin de tomar una decisión final lo más justa posible.

Los peritos, ya saben ustedes, son expertos en diferentes campos, como la biología, la genética, la dactiloscopia, la medicina o la Grafística, especialidad esta de la Documentoscopia que se encarga del estudio de los manuscritos para determinar su autenticidad.

La escritura es un elemento tan identificativo como, por ejemplo, las huellas dactilares o el ADN. No hay dos personas que escriban de la misma forma, aunque sí que existen falsificadores que son capaces de recrear una letra que pueden hacer pasar por verdadera ante ojos no entrenados.

Gracias a la grafística, en 1983 la policía federal alemana pudo desmontar una estafa que, de haber tenido éxito, hubiera cambiado la concepción que la historia tenía de Hitler. La revista alemana Stern había revelado que tenía en su posesión los 67 diarios personales de Hitler, supuestamente perdidos al acabar la Segunda Guerra Mundial.

Según dichos diarios, el dictador nazi nada sabía de la llamada “solución final”, por la que se dispuso el exterminio de 6 millones de judíos, homosexuales, gitanos y disidentes políticos.

Los supuestos diarios fueron examinados científicamente y se determinó que el papel, la tinta y el pegamento habían sido fabricados después de la guerra. ¿Y la letra? La letra era una burda falsificación de unos diarios que jamás existieron.

El falsificador, Konrad Kujau, y el periodista de la revista Stern, Gerd Heidemann, fueron condenados, el 21 de agosto de 1984, a 4 años y medio de cárcel por un delito de fraude.

¿Se imaginan lo que habría pasado si se hubiesen salido con la suya? Habrían cambiado la verdadera historia.

La Grafística lo impidió.

La Grafística no sólo es una herramienta útil para detectar falsificaciones y fraudes. En ocasiones es la llave que deshace nudo gordianos, como en el caso del ninja de Granada que, en 1992 extendió el miedo en esa ciudad.

Todo comenzó la noche del 30 de octubre cuando dos novios que estaban en el interior de un coche, en un lugar cercano a la ciudad, se vieron agredidos por un joven vestido de ninja, armado con katana, puño oriental y ballesta de caza mayor.

El joven novio recibió un flechazo en el pecho que le rozó el corazón. La chica, dos mandobles casi mortales. Pero salvaron la vida por los pelos.

La Policía Científica al analizar la escena del crimen descubrió una cartera que contenía en su interior un papel con invocaciones a Wotan, dios de la mitología nórdica, escritas a mano.

Prácticamente todos los aficionados al kung fu, el kárate, el yudo o cualquier arte marcial que se enseñara en la ciudad tuvieron que rellenar un documento con su letra, para ser comparada con la del agresor. Finalmente, el ninja fue descubierto.

Se trataba de un joven de 17 años que, según él, no sabía porqué lo había hecho. Pero sí dispuso de tiempo después para comprenderlo en prisión.

Un tribunal le condenó a 20 años por dos delitos de homicidio en grado de frustración. Y todo fue gracias a la Grafística."



Contacte con nosotros llamando al teléfono 644 030 145  o escribiéndonos desde nuestro apartado de CONTACTO